Lo Cotidiano

Perdida.

ParisHace tanto que no escribo…
Me he perdido en el tiempo, en la rutina, en el trabajo, en la prisa, que se me pasa la vida y se me escapa toda.
Hoy decidí detener el ritmo y sólo escribir, por que puedo. Y aunque hacía mucho no entraba por acá, nunca está de más. Y aunque escribo para mí, es bueno no perder la costumbre.
Ya llevo 1 año y 5 meses de casada, con mi amorcito y bueno, ha tenido sus altas y sus bajas y bien bajas. No todo es perfecto ni muchísimo menos color de rosa, la realidad ya me lo esperaba, pero bueno no son tan sencillas las cosas. El punto acá es la comunicación, resolver y seguir hacia adelante, ¿no? La realidad es que dentro de todo nos va muy bien y hemos aprendido a sobrevivir, a trabajar en equipo y a amarnos incondicionalmente. El trabajo nos lleva de prisa, sin embargo vivo agradecida por el, por el techo que nos da, las comodidades, la comida y de paso una familia que no la cambio por nada.
En este año y 5 meses hemos viajado y aún con la prisa, hemos podido detenernos a ver el mundo y eso si que ha sido de lo mejor. Quiero detenerme más seguido a sólo hacer eso, jajaja. Ya fuimos a España en verano, visitamos Valencia, Barcelona y Madrid, fue ¡genial! España es bello y la comida… ¡NI SE DIGA! Y haber entrado al Camp Nou, NO TUVO PRECIO, bueno, sí, pero ya me entienden. Esperamos regresar el año que viene Dios mediante.
Luego nos tocó ir a Las Vegas, donde festejamos mucho…¡demasiado!
Más adelante nos fuimos para Disney, nunca había ido y sin duda alguna me sentí como una niña pequeña, can’t wait to go back!!!!!
Ya luego en diciembre volvimos a salir con el frío y toda la cosa a Alemania, visitamos Berlin, Dresden, Nuremberg, Frankfurt y Cologne, hermosísimo y la nieve ni les cuento, fue la primera vez que la vi y la sentí. Luego bajamos a República Checa y visitamos Praga una ciudad con muchas historias y una arquitectura preciosa. Luego nos dirigimos a Bélgica, allí visitamos Bruselas, lugar donde despedimos el año y luego Brujas, una de mis favoritas, simplemente breathtaking. Una de las noches en Brujas nos escapamos para Holanda y claro para ir a Amsterdam, ya no tengo que decir más jaja, una noche loca, esa se las cuento otro día. Y para finalizar el viaje, pues claro, terminamos en la hermosa Francia, deteniéndonos en Dieppe, en Moint Saint-Michel un castillo encantador, una de las mejores estadías y finalizando el viaje en nada más y nada menos que ¡Paris! Un viaje de ensueño.
Así que no me quejo, no me quejo at all.
Todo como ha pasado, ha pasado como debía pasar, redundando en lo mismo.
Esperar ha tenido sus ventajas, ahorrar también y haber conocido personas claves en nuestras vidas ha sido el centro de todo.
En un año hice lo que jamás había pensado haría y no hago más que agradecerle a Dios por todas las oportunidades, por las peleas, por los malos ratos, por los buenos, por los recuerdos que nos llevamos.
La vida da muchas vueltas y así como se han dado no han sido en vano.
Y aquí sentada, tomándome una copa de vino, brindo.
Brindo por más viajes, por más vida, por más amor, por más aventuras, por más pasión, por más risas, por que todos tengan las mismas o mejores oportunidades y POR VIVIR!!!!

Au revoir,

Ady

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s